Psicóloga anti estrés en Chamberí

Programa Diestres

Conoce el programa Diestrés:

Desarrollo de la inteligencia emocional para el control y eliminación de la ansiedad y el estrés y sus síntomas

Aprende en pocas sesiones las técnicas más eficaces para aprender a controlar y eliminar el nerviosismo, la ansiedad, el miedo, los ataques de pánico o el estrés producidos por las exigencias de nuestro actual ritmo de vida, sin necesidad de ansiolíticos u otros medicamentos.

Una coyuntura como la actual, nos supone estar inmersos en una constante inquietud e incertidumbre que se refleja en nuestro estado de ánimo y en las relaciones personales. Las redes sociales, la televisión, la prensa, la radio, los debates o las tertulias, nos hacen llegar noticias globales y locales que nos alarman e intranquilizan casi a diario. El mercado laboral, los cambios políticos, la economía, el futuro de nuestros hijos, el sistema de pensiones, etc., están sujetos constantemente a una continua variación; vivimos en la era de la incertidumbre y hoy, más que nunca, se hace necesario el aprendizaje de técnicas realmente útiles para sentirnos bien, más allá de las circunstancias que nos rodean.

La Psicóloga Clínica Concha de la Torre, tras más de 30 años de experiencia en técnicas de antiestrés, relajación y psicoterapia, ha desarrollado el programa DIESTRES, testado y validado por decenas de personas, hombres y mujeres, que han padecido alguna sintomatología asociada a la ansiedad y al estrés, o han querido aprender a prevenir su aparición sin necesidad de recurrir a terapias prolongadas y costosas.

Pero, ¿dónde está el origen de los síntomas que nos producen tanto malestar? En palabras de la experta Concha de la Torre, el primer aviso suele dárnoslo el propio cuerpo, un cierto bloqueo mental o reacciones exageradas ante situaciones cotidianas. ¿Qué me está pasando?…Muchos acuden a su médico de confianza porque presentan alguna somatización, o al especialista porque aparecen trastornos del sueño, desórdenes alimenticios por ansiedad, tristeza o depresión, hormigueo en las articulaciones, dolores musculares, etc. Una vez descartado que no existe enfermedad funcional alguna, podemos abordar – desde el plano psicológico- el origen de estos síntomas y más concretamente la existencia del miedo; un miedo inespecífico, a no se sabe exactamente qué ni a quién, pero que dificulta y mucho el día a día.

En la mayoría de los casos el aprendizaje y práctica de un programa específico para controlar estos estados y eliminarlos, evita el consumo de fármacos que normalmente generan dependencia a medio y largo plazo, y que pueden actuar como “parche” temporal pero no como solución definitiva. La recomendación es acudir a especialistas que conozcan bien el origen y efectos de estos estados y ayudar al afectado a tomar las riendas del problema con la ayuda de un profesional colegiado. Es cada uno, con sus pensamientos y su voluntad quien diseña con inteligencia su vida y sus estados interiores para conseguir los resultados deseados pero, a veces, es difícil hacerlo solo.

Nuestra vida se ha ido edificando sobre unas experiencias y mecanismos inconscientes, sobre unos automatismos que hemos ido adquiriendo. Estamos, sin darnos cuenta, condicionados por esto y la prueba la tenemos en que muchas veces queremos hacer algo conscientemente y de pronto surge un miedo interior que nos impide llevar a cabo nuestro objetivo, nos paraliza incluso.

Por otra parte, encontramos dificultades para comunicarnos correctamente con la pareja, familiares, amigos, compañeros de trabajo, hijos, clientes, etc. por falta de tiempo o a causa de conflictos no resueltos, y esto hace incómoda la tarea de cada día. Puede sucederle a cualquiera, no se trata de una enfermedad, ni de una debilidad emocional, sino de un estado desconocido hasta ese momento, y que solos no nos vemos capaces de abordar.

La naturaleza del aprendizaje y del cambio no tiene que resultar traumática. Muy al contrario, puede hacerse de forma creativa, aplicando nuevas técnicas psicológicas, estrategias mentales para un mayor control de nuestras emociones, y un nuevo discurso interior empoderado y de efecto relajante, que nos ayude a manejar el potencial personal del que disponemos para enfrentarnos a los retos que se presentan cada día.

El objetivo del programa Diestrés es que, en pocas sesiones, uno mismo pueda dominar técnicas mentales, físicas y emocionales impartidas por un profesional colegiado, de forma presencial.